23 de julio de 2012

PAN DE CHAPATA

  Con esto de que quiero viajar a Roma en el momento que pueda me paso el día viendo cosas -de cualquier tipo- de Italia. El caso es que ví esta receta en el blog de Joaquina "La cocina de los Inventos" -dejo el enlace para que os paséis- y como la chapata es un pan de origen italiano...pues allá fuí yo y me puse a hacer este pan nada más llegar a casa después de unos días de "descanso". Estoy intentando hacer diferenes tipos de pan pero el resultado no suele ser muy bueno visualmene hablando aunque de sabores... muy bien. Utilizo bastante las premezclas y con esto y la panificadora pues.... fenómeno pero me apetece "meter yo mano a la masa". Aquí os dejo receta y fotos para que le déis un vistazo.


Ingredientes para la masa madre: 100 ml. de agua, 10 gr. de levadura prensada, 180 grs de harina de fuerza, 1 cucharadita de azúcar.

Ingredientes para la masa de pan: 260 ml. de agua, 30 grs de levadura prensada, 430 grs de harina de fuerza, 1 cucharadita de sal y 50 ml de aceite de oliva. Hasta aquí los ingredientes habituales...yo añadí un huevo al final del amasado porque "yo lo valgo", es decir que nadie me lo dijo pero lo dí por leído y me percaté de mi error al ir a comprobar el tiempo del último levado que no existía el huevo en la receta pero bueno....otra versión diferente de chapata.
 

Preparación de la masa madre: En una ensaladera se pone la harina y se desmenuza la levadura. Se añade el azúcar y el agua -que templé un poco en el microondas- poco a poco. Se mezclan todos los ingredientes hasta que se integren. La masa formada se dejará reposar hasta que doble su volumen. Yo la tapé con plástico de cocina. Si lo hacéis así tened cuidado con el agua que queda condensada en él, para que no caiga en la masa.

Preparación del pan: Una vez que ha levado la masa madre se añade el resto de los ingredientes poco a poco hasta obtener una masa manejable -dentro de lo que cabe porque es una masa pegajosa que tendremos que "manejar" con las manos impregnadas de aceite. Después de obtener esta masa es cuando me creí que se me había olvidado echar el huevo, así que lo eché y seguí amasando con mi "maravillosa amasadora de varillas" hasta que quedó integrado.
Yo utilicé la amasadora de varillas; si tenéis panificadora utilizáis el programa de amasado y si no a mano....que viene muy bien porque te deja un rato para pensar en tus cosas al no poder hacer ninguna otra cosa.
Con las manos bien untadas en aceite se pasa la masa a una alfombra o base de silicona, se extiende en toda la superficie de la base y se deja reposar un rato. Luego se corta en cuadrados pequeños que pondremos en la bandeja del horno que se habrá cubierto con papel de hornear y se deja levar durante una media hora más o menos. 
Se espolvorean las piezas con harina y se hornean unos 15-20 minutos a 180º.


Yo tuve algún problema al hacer el traspaso de las piezas desde la base de silicona a la bandeja del horno porque la masa sigue estando pegajosa y aunque hayas cortado la masa en cuadrados perfectamente milimetrados...se te desarman un poco. A Joaquina le quedaron perfectos y a mí ... no me han quedado mal y en definitiva, están riquísimos .....que tengáis un buen día.



Este ha sido mi desayuno con la chapata tostada con mermelada de naranja amarga y mi lectura....



























17 comentarios:

  1. Me encanta como te han quedado estas chapatitas Mar, yo llevo un siglo sin hacer pan, y me hoy es la segunda receta de pan que veo y me apetece preparar. Sin duda, un desayuno perfecto. Besos.

    ResponderEliminar
  2. Qué poco pan estoy haciendo últimamente...
    Me encanta la ciabatta, para decirlo italian-chic;) es un pan delicioso, con esos agujeros en la miga... una maravilla!

    ResponderEliminar
  3. Que bueno te ha quedado pareces una profesional me llevo una besos

    ResponderEliminar
  4. Que ricas chapatas, me han gustado mucho, estupenda receta......

    ResponderEliminar
  5. Estupendas estas chapatas huuuuu!!! besos.

    ResponderEliminar
  6. Me has dejado estupefacta, menudas chapatas, ya quisiera yo una para mi desayuno de mañana, que no se lo que voy a desayunar, se me olvido el pn, besos

    ResponderEliminar
  7. No te preocupes Mar por la apariencia ya que este pan es rústico, con apariencia de zapatilla.
    Beso

    ResponderEliminar
  8. No sabía que la chapata viniera de Italia, a mi me parece que te ha quedado muy bien, y para el desayuno es perfecta. Un besito

    ResponderEliminar
  9. Lo del pan es una de mis asignaturas pendientes (bueno.. una entre tantas...) pero es que el pan.. uff...
    Te ha quedado estupendo.. ayy qué bocadillitos tan ricos que me haría con estos panes!

    Un besazo!
    (gracias por recomendarme ir al blog “Entre Barrancos” no sabes la de ideasque saqué)

    ResponderEliminar
  10. Pero que exigente eres Mar !!!!! te quedaron perfeeeeectas, las chapatitas son así de irregulares. Y como bien dices el sabor y la textura es lo que importa... se te dan maravillosamente las masas. Gracias por el enlace hacia mi blog. Besos, disfruta de Italia.

    ResponderEliminar
  11. Que bonitos te han quedado!! y seguro que buenisimos, no hay nada como el pan casero! un beso guapa :)

    ResponderEliminar
  12. que gozada disfrutar estas chapatitas...yo nunca he hecho pan casero,nomme atrevo !
    saluditos.

    ResponderEliminar
  13. Últimamente estoy practicando con el pan, aunque las chapatas no las he hecho. Yo no tengo panificadora así que también recurro a la de varillas. Qué buenas se ven. Besiños.

    ResponderEliminar
  14. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  15. ¡¡¡Odio escribir faltas de ortografía!!! Siento haberlo eliminado xD

    Te decía que yo las navidades pasadas preparé pan chapata. No hay nada mejor como comer un pan casero y recién hecho :)

    Si deseas un consejo, en la receta de la escuela de hostelería donde estudio le echan harina de centeno, ahora mismo no recuerdo cuanta proporción, esta harina realza el sabor del pan.

    Un saludo!!

    http://louissbakery.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  16. Mar, loas preparamos en el curso, pero no me quedaron unas fotos decentes para poder publicarlas, pero, lo que dices, el sabor era muy bueno. No tienes ese problema, te quedaron muy bien. Es cierto que la masa es muy pegajosa, pero merece la pena. Menudo desayuno guapa!!!! Besinos.

    ResponderEliminar
  17. Hola guapisima, no tengo la LEKUE, pero es una de las cosas que tengo pendiente, me encantan sus productos y si por mi fuera me los compraría todos, pero creo que si lo hago me echarían de cas, jajaja, besos

    ResponderEliminar

MUCHAS GRACIAS POR ESTAR AHÍ Y POR QUEDAROS UN RATO CONMIGO