29 de abril de 2015

TORTAS DE ACEITE o DE ANÍS de INÉS ROSALES

Otro magnífico reto de "Bake the World" y lleno de recuerdos de mi niñez. Recuerdos del recreo en el patio de colegio y no porque yo comiera asiduamente las tortas de aceite de Inés Rosales, para mí siempre tortas de anís. No sé la razón pero en casa no las compraban pero muchas de mis amigas se llevaban al colegio para tomar en ese recreo en el que jugábamos a la "goma", saltábamos "dubles", al balón prisionero.... y siempre me ofrecían algún trozo. No era de lo que más me gustara -prefería un trozo de pan con una onza de chocolate- pero a esas horas nos comíamos todo...las tortas, el pan con chocolate o lo que hiciera falta.
Ya crecida las he comprado alguna vez y se las he dado de comer a mis hijos pero nunca se me ha ocurrido hacerlas en casa; una pena porque con muy poco esfuerzo salen unas tortas de aceite espectaculares. Casi que me gustan más éstas que he hecho....
Y aquí va mi receta con la que participo en el reto de Bake the World del mes de abril. Todo un placer.

 

Ingredientes: 75 ml de aceite de oliva virgen extra, la piel de un limón o de una naranja (o su ralladura), 10 grs de anís en grano, 15 grs de sésamo/ajonjolí, 90 ml de agua, 30 ml. de anís, 15 grs de levadura fresca, 50 grs de azúcar, 250 harina de fuerza, una pizca de sal. Un poco más de azúcar para espolvorearlas por encima antes de introducirlas en el horno.




Preparación: Se calienta el aceite con la piel o la ralladura de medio limón o media naranja, a no más de 40º, para aromatizarlo. Esperar que se temple unos cinco minutos y se vuelca en un cuenco. Se añade el agua, el anís (licor) y se disuelve la levadura. Una vez disuelta se añade la harina de fuerza, la sal, el anís en grano, el sésamo y se amasa hasta que se despegue del cuenco. Se deja reposar una media hora tapada, en una zona sin corrientes, y doblará su volumen.
Mientras se precalienta el horno a 200º, se van haciendo bolas de unos 25 grs, se aplastan un poco y se les va dando forma con un rodillo, lo más finas posible. Se van poniendo en una bandeja de horno cubierta con papel vegetal y se les echa azúcar por encima.
Se meten en el horno, por tandas, unos 6 u 8 minutos, en todo caso cuando estén tostadas.


NOTAS:
   - Cuanto más finas se hagan con el rodillo más ricas estarán.
   - Algunas recetas que he visto no respetan el tiempo de reposo -solo reposan el tiempo de calentar el horno- pero quedan también estupendas.
   - Una vez hechas, se dejan enfriar y se conservan mejor en lata con un trozo de papel vegetal entre ellas.
  - La cantidad de azúcar para cubrir depende del gusto de cada uno.


 


9 comentarios:

  1. Parece que a todos, las comiéramos o no en el recreo, mi madre tampoco me las ponía porque decía que tenían "grasas trans" ¿eso existía hace 30 años? no lo sé, yo llevaba mandarinas, nos recuerdan estas tortas a la infancia, yo también las llamaba de anís y aunque soy detractora de este sabor en los dulces me apasiona, como en las rosquillas o cualquier bollería que las lleve.
    Cuando vi la propuesta del bake y que le tocaba a Elena tengo que confesar que me "fastidió" no poder hacerlas yo, pero es que es todo lo contrario, ahora tengo miles de recetas para orientarme y hacer las mejores en casa con todas las vuestras.
    Te han quedado geniales Mar (ya sabemos quién va a llevar los dulces del café para la próxima)
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya estás tardando en hacer recopilación y pruebas. Son fantásticas.....

      Eliminar
  2. Como he disfrutado, haciéndolas y comiendolas. Pensaba que era muy difícil pero de lo mas fácil y ... que ricas ¡¡¡¡¡ de vicio. ¡¡¡Operación bikini a la vista ¡¡¡. Creo que a todos nos trae recuerdos de la niñez
    Preciosa presentación.
    bsss desde Almeria

    ResponderEliminar
  3. Menuda pinta que tienen estas tortas, con lo adictivas que son es difícil comerte solo una. Además están tan buenas y huelen tan bien.... :)
    Un beso!
    Raquel

    ResponderEliminar
  4. Qué ricas verdad? A todos nos traen recuerdos y me parecen muy fáciles de hacer. Un beso.
    Monie

    ResponderEliminar
  5. Yo al recreo me llevaba e bocata de jamón o el de queso, pero las tortas estaban en casa para después de la merienda, jeje. Mi madre casi siempre tiene y nos han gustado mucho porque no son exageradamente dulces.Yo es la primera vez que las hago, pero me han resultado muy sencilitas de hacer. Por cierto Mar, tengo una botella de aceite exactamente igual a la tuya ;)

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
  6. Yo soy más de la época del bollicao pero lo recuerdo de igual manera, tus tortas quedaron geniales, veo que a todos nos han gustado por igual.
    Saludos panarras.
    http;//mirecetario.es

    ResponderEliminar
  7. Este mes el reto de las chicas de Bake the Word, ha resultado un regalo!!! parece que todas teníamos muchas ganas de prepararlas. Conseguiste unas Tortas de Aceite irresistibles!!! Besos,

    ResponderEliminar
  8. A parte de disfrutar con las tortas.....¡has podido recordar tu niñez! ¡Qué bonito! Es lo que tiene el hornear.....¿no?
    Besos,
    Olga

    ResponderEliminar

MUCHAS GRACIAS POR ESTAR AHÍ Y POR QUEDAROS UN RATO CONMIGO