2 de mayo de 2016

ÄLPLERMAGRONEN - Macarrones de los Alpes con compota de manzana

Por fin voy a publicar esta receta suiza. Os acordaréis que, el pasado 17 de abril viajamos con "Cocinas del Mundo" a Suiza, viaje que tenía que organizar yo. Cuando empecé a recibir los enlaces de las recetas participantes me di cuenta que muchos habíamos decidido hacer este plato así que cambié de tercio como se dice en el lenguaje taurino.
La gastronomía suiza me fascina y en mi investigación de ella realicé varias recetas así que no me costó nada publicar otra ese día; pero no podía dejar de pasar más tiempo sin que esta receta esté por aquí para quien la quiera.
He de decir que busqué la receta porque tenía idea de cómo se hacía pero el tema de cantidades no lo tenía nada claro. Así que aquí la tenéis:


Ingredientes: 2 patatas medianas cortadas en cubos de unos 2 cms., 250 grs de macarrones, 200 grs de queso gruyere, 200 ml de nata 35% mg,1 cucharadita de nuez moscada, sal y pimienta.
Ingredientes para los aros de cebolla: 2 cebollas cortadas en aros, 2 cucharadas de harina, mantequilla para freír.
Ingredientes para la compota de manzana: 1kg de manzanas -yo reineta-, 200 ml. de agua, 3 cucharadas soperas de azúcar, 2 cáscaras de limón finas y 2 cucharadas de zumo de limón.



Preparación de la cebolla:
Se rebozan los aros de cebolla en harina, se sacuden, y se fríen en mantequilla. Una vez tostada, se pasa a un plato con papel de cocina y se reserva.
Preparación de la compota: Se pone en una cazuela la manzana pelada y cortada en trocitos, se añade el agua, el azúcar, las cáscaras de limón bien finas -sacadas con un pelapatatas- y el zumo de limón. Se lleva a ebullición, se pone a fuego más bien lento durante una media hora aproximadamente. Se puede hacer de previo (el día anterior; yo siempre suelo tener compota de manzana en la despensa) y luego calentar.
Preparación:
Se precalienta el horno a 100º y se va calentando el molde donde se va a montar el plato. Se ralla el queso y se reserva. Se cuecen las patatas unos 10 minutos. Entonces hay que calcular el tiempo de cocción de la pasta. Yo utilicé fricelli -algo parecido a los macarrones- que tardan más en cocerse (20 mts.). Así que a los 10 minutos de estar cociendo la pasta, eché la patata. Pasados los 10 minutos de cocción de todo el conjunto -más o menos- después de echar la patata se retira todo, se cuela y se reserva en un recipiente y se vierte la nata, un poco de sal y de pimienta y la cucharadita de nuez moscada. Se revuelve todo con cuidado. Se saca el molde o fuente del horno y se van haciendo capas de pasta con patata y el queso rallado. Empezando y terminando con queso.
Se hornea unos 10 minutos o hasta que se vea el queso fundido.


Notas: Es un plato calórico y adictivo. Yo soy incapaz de comer solo un poco.  Pronto publicaré alguna otra receta suiza.... me ha encandilado la cocina de este país pero, por favor, probad ésta si no la conocíais ya de antes, no os defraudará.




2 comentarios:

  1. La provaremos, tiene una pintaaaaaa!!!!!
    Ptnts
    Glòria

    ResponderEliminar
  2. Y que rico estaba, doy fe, no me extraña que no te hayas podido resistir!
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar

MUCHAS GRACIAS POR ESTAR AHÍ Y POR QUEDAROS UN RATO CONMIGO